Aaron Swartz: el Conocimiento es Libre

Hace tan sólo unos días que recibíamos la triste noticia del suicidio de Aaron Swartz. Para el nuevo cosmos que estamos configurando entre todos, donde la cultura libre es la base de su construcción, una pérdida como esta supone un gran varapalo, ya que su contribución por hacer de este un mundo más libre ha sido valiosa.

Desde el momento en que se hizo pública su muerte, han habido numerosas muestras de apoyo a su persona y todo lo que representa, pero una en concreto ha sido realmente significativa: la que se esconde bajo el hashtag de Twitter #PDFTribute. Lejos de ser un simple reclamo más dentro de la red social, para dar a conocer su muerte y presentar nuestros respetos, #PDFTribute ha servido para liberar gigas de documentos académicos, y con ello homenajear a Swartz y desafiar al actual sistema del copyright. Para los que todavía no están muy enterados, sobre Aaron pesaban cargos legales por descargar archivos desde ‘JSTOR‘  –portal con numeroso material de investigación– a un ordenador conectado a la red del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT). Además, parece que no ha sido el único programador acusado por el fiscal Stephen Heymann que ha decidido acabar con su vida, según parece, por la presión recibida. Un tema, como poco, escabroso.

Desde Anonymous queremos hacer un llamamiento a todos los investigadores de nuestro país a unirse a este proyecto. No basta con predicar que el conocimiento tiene que ser libre desde la posición privilegiada de un despacho en la universidad, hay que dar ejemplo y trabajar para que esto sea posible. Para los que no lo saben, las universidades pagan una cuota anual para poder acceder a numeroso material académico. Un coste que pagamos entre todos para obtener y mantener un material que resulta estrictamente necesario para realizar las numerosas investigaciones en curso. Y esto sin mencionar el acceso a documentos mucho más valiosos y de mejor calidad que tienen las universidades privadas, cuyas bibliotecas pueden envidiar la mayor parte de nuestras universidades públicas.

La información no tiene que estar sujeta a presiones de ningún tipo, ni a un coste económico. El conocimiento ha de ser libre. Los documentos tienen que ser liberados. La oportunidad para contribuir con tu granito de arena está delante tuyo: descarga todo el material académico al que tengas acceso y compártelo en Twitter mediante el hashtag #PDFTribute. A partir de esos links, se están haciendo numerosos torrents recopilatorios, muchos de los cuales ya se pueden encontrar en motores de ficheros basados en redes P2P como ‘The Pirate Bay‘.

Y si la información no es liberada… Habrá que pasar a la segunda fase. De momento, y para quien le pueda interesar, adjuntamos un listado de las universidades españolas. Recordad: las privadas son siempre las más interesantes.

4 Responses to Aaron Swartz: el Conocimiento es Libre

  1. Anónimo dice:

    Aprovecho para comentar que, en estos momentos, las revistas cientificas de “Open Access” (detcaré la familia de PLOS: PLOS One, PLOS Genetics, PLOS Medicine…) estan en auge, de modo que conviene recordar a los compañeros investigadores que nos lean la importancia de utilizarlas.

    Un saludo. Knowledge is Free

  2. Pingback: Aaron Swartz: el Conocimiento es Libre « Anonymous Action | MizunoR-Actualidad del movimiento Open Access | Scoop.it

  3. jdelgadopin dice:

    Si, esto de PLOS está muy bien. El problema es que el investigador tiene que PAGAR para publicar ahí. Y no es barato. No tengo yo muy claro que esa sea la solución. Hay revistas de mucho impacto en su campo (p.ej. JMLR http://jmlr.csail.mit.edu/ o JAIR http://www.jair.org/) que son abiertas y la publicación no conlleva ningún coste para el investigador.

  4. piracetam dice:

    Desde Anonymous queremos hacer un llamamiento a todos los investigadores de nuestro país a unirse a este proyecto. No basta con predicar que el conocimiento tiene que ser libre desde la posición privilegiada de un despacho en la universidad, hay que dar ejemplo y trabajar para que esto sea posible. Para los que no lo saben, las universidades pagan una cuota anual para poder acceder a numeroso material académico. Un coste que pagamos entre todos para obtener y mantener un material que resulta estrictamente necesario para realizar las numerosas investigaciones en curso. Y esto sin mencionar el acceso a documentos mucho más valiosos y de mejor calidad que tienen las universidades privadas, cuyas bibliotecas pueden envidiar la mayor parte de nuestras universidades públicas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: