The Guerilla Open Access Manifesto

En Julio del 2008 Aaron Swartz en Italia escribió y diseminó en Internet este manifiesto. Como referente nuestro, creemos oportuno volver a difundirlo pues en estos tiempos Internet y la Libertad de Información y Expresión se encuentran en horas bajas.

Si a día de hoy no conocéis el alcance de todo lo que hizo en su breve vida, os recomendamos que leáis todo lo posible sobre Aaron. Como muestra, este breve manifiesto que puede servir de aliciente a muchos.

Internet podrá ser muchas cosas pero sobre todo es un acto: compartir. Ahí radica toda su fuerza y poder.

————————————————————————————————————————————-

Information is power. But like all power, there are those who want to keep it for themselves. The world’s entire scientific and cultural heritage, published over centuries in books and journals, is increasingly being digitized and locked up by a handful of private corporations. Want to read the papers featuring the most famous results of the sciences? You’ll need to send enormous amounts to publishers like Reed Elsevier.

There are those struggling to change this. The Open Access Movement has fought valiantly to ensure that scientists do not sign their copyrights away but instead ensure their work is published on the Internet, under terms that allow anyone to access it. But even under the best scenarios, their work will only apply to things published in the future. Everything up until now will have been lost.

That is too high a price to pay. Forcing academics to pay money to read the work of their colleagues? Scanning entire libraries but only allowing the folks at Google to read them? Providing scientific articles to those at elite universities in the First World, but not to children in the Global South? It’s outrageous and unacceptable.

“I agree,” many say, “but what can we do? The companies hold the copyrights, they make enormous amounts of money by charging for access, and it’s perfectly legal — there’s nothing we can do to stop them.” But there is something we can, something that’s already being done: we can fight back.

Aaron Swartz

Those with access to these resources — students, librarians, scientists — you have been given a privilege. You get to feed at this banquet of knowledge while the rest of the world is locked out. But you need not — indeed, morally, you cannot — keep this privilege for yourselves. You have a duty to share it with the world. And you have: trading passwords with colleagues, filling download requests for friends.

Meanwhile, those who have been locked out are not standing idly by. You have been sneaking through holes and climbing over fences, liberating the information locked up by the publishers and sharing them with your friends.

But all of this action goes on in the dark, hidden underground. It’s called stealing or piracy, as if sharing a wealth of knowledge were the moral equivalent of plundering a ship and murdering its crew. But sharing isn’t immoral — it’s a moral imperative. Only those blinded by greed would refuse to let a friend make a copy.

Large corporations, of course, are blinded by greed. The laws under which they operate require it — their shareholders would revolt at anything less. And the politicians they have bought off back them, passing laws giving them the exclusive power to decide who can make copies.

There is no justice in following unjust laws. It’s time to come into the light and, in the grand tradition of civil disobedience, declare our opposition to this private theft of public culture.

We need to take information, wherever it is stored, make our copies and share them with the world. We need to take stuff that’s out of copyright and add it to the archive. We need to buy secret databases and put them on the Web. We need to download scientific journals and upload them to file sharing networks. We need to fight for Guerilla Open Access.

With enough of us, around the world, we’ll not just send a strong message opposing the privatization of knowledge — we’ll make it a thing of the past. Will you join us?

Anuncios

Nada es sagrado, todo se puede decir

Cualquier tiempo pasado fue mejor, dijo alguien. Quizá verdad o quizá verdad a medias o quizá mentira, no deja de ser cierto que si echamos la vista atrás aunque sea sólo siete años, la represión más o menos velada en diferentes espectros de nuestra sociedad se ha recrudecido. Como una sombra difuminada de poder legislativo que nos rodea y la cual es complicado sortear. O directamente cuando la policía, una hija de la gran puta, irrumpe en toda su brutalidad.

g19_18502577

Uno de esos espectros a los que hacemos referencia es la Libertad de Expresión. De la cual nos acordamos cuando quizá ya es demasiado tarde para escapar a ésa represión a la que hacíamos referencia. Supuestamente vivimos en un estado políticosocial en el debe estar garantizada dicha Libertad; pero la realidad, maldita realidad, no se ajusta a ése modelo ideal de sociedad que la Constitución supuestamente nos otorga.

Por tanto, desde este blog y desde nuestro ideario colectivo al cual pertenecemos, condenamos y repudiamos cualquier ataque a dicha Libertad de Expresión. Tenemos memoria suficiente para no olvidar ataques del pasado. La actualidad, que a veces es la que manda en estos días, nos informó acerca de la identificación por parte de la guardia civil al cantante de Gatillazo y ex La Polla Records, Evaristo.

Ya no solo es un ataque a la Libertad de Expresión si no a la Cultura en general. En España, se persigue a la cultura desde hace muchos años ya. Y parece que nos hemos acostumbrado. Sinceramente, ciudadano, tu comodidad y normalidad es la ruina de todos. Por lo que hacemos nuestra ésa identificación de la guardia civil y lejos de amedrentarnos, seguiremos defendiendo la Cultura, el Conocimiento y la Libertad en todas sus formas.

No queremos despedirnos sin haceros un spoiler (somos así de cabrones) de un libro que ha sido de lectura continuada durante nuestra inactividad. Nos acompaña desde hace ya muchos años y queremos compartiros el final, que merece ser leído. Se trata de Nada es sagrado, todo se puede decir de Raoul Vaneigem.

 

La libertad nunca ha de estar desarmada

Las armas que confieren la soberanía de la vida y de su generosidad natural están en fase de convertirse en el arma absoluta, volviendo obsoletos los fusiles y las jurisdicciones de la protección humanitaria.

Autorizad todas las opiniones, ya sabremos reconocer las nuestras, y aprenderemos a anular la fuerza de atracción de sus efectos nocivos, a impedir que la corrupción del lucro y del poder continúe gangrenando las mentalidades, y las combatiremos mediante la única crítica que las puede erradicar: pensando por nuestra cuenta, dejarnos de ponernos en estado de dependencia, descubriendo al albur de nuestros deseos qué existencia queremos llevar, creando situaciones que imposibiliten el imperio de la inhumanidad.

 

El Conocimiento es Libre.

Somos Anonymous.

No perdonamos.

No olvidamos.

Esperadnos, siempre.

 

ZombiesRata y EspíasRadio

En este post nos vamos a sincerar con vosotros. Tanta inactividad o actividad irregular fue por dos factores: el contacto con la enfermedad mental conocida como Trastorno Bipolar y comprobar qué pasaba si ejercíamos nuestro derecho a la no-acción. Nuestro nombre como grupo activista pesa a veces como una losa, como si tuviéramos la obligación de estar en perpetuo movimiento siempre.

Fue en el encierro en una unidad psiquiátrica de uno de nuestros miembros donde éste se topó con un mundo fascinante. No tanto por las drogas que ahí ofrecían sino por tener la oportunidad de conocer la mente humana en uno de sus desconocidos infiernos. Una paciente que conoció en la sala común contaba historias acerca de los EspíasRadio. Entre brote psicótico, rechazo a tomar la medicación y visitas familiares, su día a día consistía en hablar en voz alta sola o en ocasiones contar muy seriamente una invasión de tipo gubernamental, consistente en usar a los EspíasRadio. Mecanismos que controlan tu mente y tu vida diciéndote lo que debes hacer para permanecer en la senda de los normales.

Ante semejante escenario nuestro compañero solo podía dejar los días pasar, encerrado sin poder hacer nada más que dibujar, ver la tele, dormir o encerrarse en su celda mirando el vacío. Las letras de Eskorbuto mantenían su cordura, pues pudo conocer gracias a su encierro la esquizofrenia. La locura tiene muchas caras y, lo peor es que a veces, tiene bata blanca y tiene cargo de psiquiatra.

A su salida del centro lo primero que hizo fue fumar dos cigarrillos seguidos. Y mientras los meses pasaban con la mente renqueante atiborrada de Zyprexa, empezó a comprobar que era un ZombieRata. Iba a trabajar, pagaba facturas y sus impuestos, se vestía de manera estúpida, obedecía para mantener su trabajo y se tomaba todas las noches su medicación.

Con el tiempo se dió cuenta que no era el único. El mundo es una alcantarilla en donde las ratas campan a sus anchas. La vida más asquerosa que os podáis imaginar, comiendo comida rápida barata, come mierda vitaminada, come mierda concentrada… Los ZombiesRata son aquellos que quieren escapar a otra alcantarilla pero no pueden. Se manifiestan contra las ratas que gobiernan pero no siempre consiguen lo que quieren. Todo por culpa de las ratas de las fuerzas armadas y las ratas con porra. Los zombies son más pero están cada vez más temerosos pues sólo quieren ejercer sus derechos cada cuatro años votando a un grupo de ratas que les promete mierda buena. Pero todo es mierda, así que da igual a quien voten porque todo va a seguir siendo una mierda.

nebreda

Nos han cagado encima con tanta democracia que ya no hay agua que nos limpie. Una peli de finales de los 90 decía que Matrix nos rodea, es cada acto que hacemos como ciudadano. Nada más equivocado; todo es mierda. Es todo lo que haces para no morir de hambre.

Todos somos prostitutas para comer mierda.

Unabomber 40 años después

El 25 de Mayo de 1978 un hombre envía un paquete bomba. Iba dirigido a Buckley Crist, profesor de ingenería de materiales de Universidad Northwestern, Chicago. Se colocó en el parking del campus como si hubiera sido devuelto, pero dado que el profesor no mandó ningún paquete previamente avisó al oficial de guardia del campus. Éste abrió dicho paquete y resultó herido en su mano izquierda.

Ése día se inició la carrera terrorista de Ted Kaczynski contra el sistema sociotecnológico, que devendría en ser el terrorista más buscado a nivel intercional en EEUU. Sus objetivos fueron tecnócratas así como aeropuertos. Tiempo después escribiría su conocido Manifiesto, lo que daría un apoyo ideológico a su causa.

unabomber-sketch

No era un terrorista al uso. Utilizaba materiales caseros y las bombas las fabricaba él mismo. Pero lo más relevante no eran tanto sus objetivos como la forma de vida que eligió. Aislado en una caseta de madera construida entre él y su hermano decidió vivir ajeno al mundo industrializado que le rodeaba. Usaba el sistema lo mínimo imprescindible tanto para sus bombas como para subsistir, lo que es loable desde el punto de vista de la supervivencia.

Se ha escrito mucho sobre él desde que fue detenido y condenado a cadena perpetua. Para nosotros, antes que el terrorista, está un genio de nuestro tiempo que merece nuestra máxima atención dada su ideología. Pues parece que no tiene ninguna salvo erradicar de la forma que sea nuestra dependencia, cada día más invasiva, a la tecnología que nos rodea.

Hoy ensalzamos su figura, pues hace 40 años que un hombre solitario decidió emprender una cruzada contra un sistema abusivo que aliena al ser humano en prácticamente todas sus facetas vitales. Os animamos a indagar sobre su vida, su pensamiento. Existen numerosos libros, más o menos precisos, sobre su ideario y su vida en los bosques.

Netflix emitió hace unos meses un biopic sobre su captura. Aunque bien representado, no profundiza nada sobre Ted, por lo que solorecomendamos su visionado por mera curiosidad.

¡Leed! ¡Leed malditos!

 

Lo mejor de la vida

Lo prometido es deuda, así que así empezamos nuestra nueva etapa en el blog. Tenemos el teclado polvoriento, estamos cansados pero seremos fieles a nuestra palabra. No espéreis entradas cada mes ni cada dos semanas ni nada similar. Somos menos que antaño pero los que estamos seguimos queriendo ver cambios palpables en la realidad sociopolítica de nuestro país.

Encontraréis tanto posts reinvidicativos, manifiestos/ensayos breves (tanto en inglés como en castellano) así como nuestros post rarunos que esperamos os dejen pensando durante horas y/o semanas.

Se acercan tiempos convulsos con la llegada de la primavera y no pensamos quedarnos en casa. Hemos asistido de manera más o menos activa tanto en las redes como en el Mundo Real ™ a las distintas concentraciones que han tenido lugar en los últimos meses. Y sólo podemos sentir una pizca de orgullo y una profunda lástima porque los que salen a las calles a reclamar lo que es suyo sean los pensionistas. Sentimos orgullo porque tenemos padres, algunos jubilados y otros no, y nos encanta verles recuperar su juventud reclamando lo que es suyo y lo de sus compañeros; pero sentimos una profunda lástima porque los que de verdad tendrían que estar semana tras semana en las calles son los jóvenes universitarios o los que están siendo explotados en sus “trabajos” de miseria y prefieren seguir siendo esclavos de un sistema que sólo consigue crear personas normales.

Por lo tanto, os recomendamos que penséis seriamente qué es lo mejor de la vida. Nosotros lo tenemos tan claro como el cimmerio. Esperamos ansiosos por Twitter vuestras respuestas, a ver si Conan tiene más followers que haters.

Salud y Anarquía.

 

 

Somos los hermanos de los encapuchados que tiraron piedras el #22M

Cuando pase el tiempo, de las Marchas de la Dignidad sólo recordaremos una gran manifestación. Ahora mismo muchos pensarán que lo que mejor recordaremos será el episodio de violencia perpetrado por la UIP de Madrid y la respuesta por parte de los manifestantes. Pero todo eso, desgraciadamente, se perderá como lágrimas en la lluvia. Y se perderá porque hemos despreciado una gran oportunidad para herir de muerte al sistema.

Lo que sucedió al caer la noche el 22M fue algo que, lejos de ser condenado, debería ser celebrado, de la misma manera que celebramos el momento en que una mujer que está sufriendo malos tratos por parte de su pareja, descuelga el teléfono y llama al 016 para denunciar un caso de violencia machista. Plantarle cara al agresor, al que abusa de una persona, es algo que en esta sociedad produce vergüenza, algo que a nosotros nos resulta verdaderamente indignante.

Este sábado, los vecinos de Madrid decidieron que no iban a levantar las manos ante las agresiones policiales, y dejarse golpear y humillar como ha venido ocurriendo hasta ahora. Este sábado, los vecinos de Madrid dijeron basta, y plantaron cara a sus agresores. Y fueron condenados públicamente,

Que los grandes medios de comunicación iban a utilizar cualquier excusa para desprestigiar la multitudinaria manifestación de las Marchas de la Dignidad, o para omitirla, no es algo que deba sorprender a nadie a estas alturas: si no había un episodio de violencia que manipular, tenían al muerto de Suárez para desviar la atención. Pero que personajes de la resistencia tan reconocidos públicamente como Ada Colau hayan caído en el juego del sistema, desvinculando a los manifestantes que plantaron cara a la policía de la manifestación de las Marchas de la Dignidad, es algo que nos entristece profundamente. Queremos pensar que no ha sido algo meditado y que, con el tiempo, reflexionarán sobre este tema, no para acabar apoyando nuestro punto de vista pero sí para, por lo menos, acabar liberándose del tabú social que envuelve la autodefensa en este país. Lo último que le interesa a los poderosos es una colectividad anónima y organizada capaz de plantarles cara: casi dos millones de personas dándose un paseo por el centro de Madrid es algo que ven cada Navidad.

En principio, el paseo era sólo el pistoletazo de salida. Las marchas se iban a aquedar, se iban a organizar acciones y se iba a establecer una ruta para seguir luchando desde cada territorio. Pero eso era al principio.

Al final, todos y cada uno de los actos llevados a cabo por los organizadores de las Marchas de la Dignidad se hicieron pidiendo permiso a ese poder que supuestamente quieren derribar: una pantomima más de la izquierda aburguesada de este país que solamente está buscando un escaño en las próximas elecciones. Postureo al más puro estilo del tuitstar más avanzado. Y mientras tanto, Miguel, un joven de 21 años, permanece preso pagando la irresponsabilidad de todos nosotros, víctima de un montaje policial y estatal. Menos mal que dijeron que se iban a quedar hasta que todos los detenidos estuviesen en libertad.

Por suerte, en la Red todavía tenemos guerreros de armas tomar. Probablemente, el anonimato sea la única respuesta a toda esta violencia que estamos sufriendo. Quizás sí que tenemos miedo, y no nos atrevemos a decir y a hacer lo que realmente pensamos y queremos por miedo a las represalias: en privado muchos aplauden la valentía de los encapuchados, mientras que en público son pocos los que se atreven a emitir juicios positivos de valor sobre su actuación. Quizás no es miedo, quizás es sensatez: de nada servimos encerrados en una celda. Para eso están las máscaras. No se trata de ocultar nuestros rostros porque tengamos algo que esconder, sino de ocultarlo porque tenemos mucho que hacer y que decir antes de ser apartados de la lucha. Desde arriba nos llamarán cobardes, nos incitarán a descubrirnos para poder darnos caza y acallar nuestras voces, silenciar nuestro grito de guerra y neutralizarnos. Pero no hay que caer en su juego. Sabemos perfectamente que no hay nada que hacer contra un enemigo sin identidad, y no necesitamos cubrir nuestro ego con un minuto de gloria que nos convierta en mártires. Eso sólo nos convertiría en leyenda, en una imagen, y las imágenes son solamente representaciones de la realidad. Su efectividad real es prácticamente nula, actúan como paralizantes de cualquier evolución que se precie.

Somos los hermanos de los encapuchados que este pasado sábado tiraron piedras. Somos anónimos, y nuestra lucha no persigue fama, sólo cambio. Revolución.

Mientras este sábado los encapuchados plantaban cara a sus agresores, distintas colmenas anónimas los exponían.

Desde @AnonsN1 doxearon a los usuarios de todopolicia.com. Lanzaron un paste donde aparecían sus cuentas de correos y las respectivas contraseñas de sus usuarios. Muchos de ellos, además, se corresponden con los usuarios del famoso portal foropolicia.es donde han llegado a reivindicar el uso de la reglamentaria contra los manifestantes. Abrir fuego. Algo que estuvo cerca de ocurrir el 22M.

todopoli

Desde la Administración de foropolicia.es se afanaron en asegurar que su servidor era seguro, sin embargo, parece que es mejor que no tienenten a la suerte:

Desde @La9deAnon hackearon la base de datos de la Confederación Española de Policía (CEP) con una inyección SQL, lo que significa que tienen acceso total a la misma. Por suerte para algunos, la “izquierda radical” destila más ética que aquellos que pretenden criminalizarla.

También accedieron a la Orden General de la Dirección General de la Policía, para lo que se necesita un permiso especial:

Suponemos que fue desde aquí donde también accedieron a la siguiente tabla de retribuciones (complementos específicos) de la UIP:

Pero lo cierto es que cabría otra posibilidad: que @La9deAnon tenga amigos policías hasta las pelotas de esta situación, valientes que han decidido dar un paso al frente y denunciar los abusos. También podría ocurrir que la misma colmena tenga un pie dentro de la policía. Sea como sea, el daño que se puede hacer con estos datos es muy grave, pero ellos se limitan a advertir que tienen el control sin hacer un uso injustificado del mismo. Las anteriores imágenes muestran que podrían estar teniendo acceso a todos los datos de aquellos policías de los distintos cuerpos que acceden a oposiciones, aprobándolas o suspendiéndolas, sus nombres completos, DNI’s, TIP’s, etc.

Ya antes de esto, habían aportado su granito de arena a las Marchas de la Dignidad hackeando las bases de datos de algunas webs del Partido Popular:

Y realizando algunos XSS…

…que siguen en pie a día de hoy con mensajes como el siguiente:

A propósito, sysadmins del @ppopular, tenéis más webservers jodidos. Haceoslo mirar por algún experto en eso de la seguridad informática.

Hoy más que nunca somos anónimos…
Somos Legión.
No olvidamos.
No perdonamos.
…Preparaos.